viernes, 27 de octubre de 2017

Marruecos expulsa una delegaciòn europarlamentaria del Sahara Occidental

Bruselas, 27 de octubre de 2017(SPS)-. Las autoridadaes de ocupaciòn maroquìes han expulsado este viernes una delegaciòn parlamentaria del Grupo Europarlamentario para el Sáhara Occidental que tenìa el propòsito de constatar la situaciòn de los derechos humanos en las Zonas Ocupadas del Sahara Occidental.
La delegaciòn que encabeza la Sra. Jitte Guteland, presidenta del Intergrupo del Sáhara Occidental en el Parlamento Europeo, e incluye a la europdiputada por IU, Paloma Lòpez, Vicepersidenta del Intergrupo del Sáhara Occidental en el Parlamento Europeo,la Sra. Bodil Valero, del Partido Verde de Suecia y  Vicepersidenta del Intergrupo del Sáhara Occidental en el Parlamento Europeo,ademà de  Josu Juaristi, Lidia Senra de IU.Tambièn querìa sostener  encuentros con organizaciones de derechos humanos y representantes de la sociedad civil saharaui en la  zona.
 El POLISARIO a travès su delegado  para Europa Mohamed Sidati ha expresado su condena a la expulsiòn arbitraria de la delegaciòn europarlamentaria por parte de la ocupación marroquí del aeropuerto de la ciudad ocupada de El Aaiún ,vetando el acceso de la delegaciòn  a las Zonas Ocupadas del Sáhara Occidental.SPS 090/099

jueves, 19 de octubre de 2017

Horst Kohler ,el enviado especial del SG de la ONU Antonio Guterres , de visita en los campamentos de refugiados saharauis


Horst Kohler ,el enviado especial del SG de la ONU Antonio Guterres , de visita en los campamentos de refugiados saharauis desde ayer miércoles 18 de octubre se ha reunido hoy jueves 19 con representantes de la juventud saharaui en un debate que ha durado horas para recabar sus opiniones acerca de la realidad del conflicto que les enfrenta con el reino de Marruecos que ocupa el 80% del territorio de la RASD. Las mujeres como gestoras y dirigentes en este proceso se han hecho oir.
En su primera gira por la zona Kohler llega a los campamentos de refugiados saharauis y es recibido en la Wilaya de Auserd por la gobernadora Mariem Hmada y las autoridades saharauis, así como por una multitud en la que se destaca la omnipresencia femenina que coreo los eslóganes de libertad e independencia como viva expresión de la voluntad del pueblo saharaui.


jueves, 12 de octubre de 2017

Día Internacional de la niña, 10 conferencia de la Mujer que se celebra en Johannesburg en el Parlamento Panafricano los días 12 y 13 de octubre, debates sobre los objetivos de Desarrollo relativos a los Derechos Humanos, la Seguridad y la Paz

Día Internacional de la niña, 10 conferencia de la Mujer que se celebra en Johannesburg en el Parlamento Panafricano los días 12 y 13 de octubre, debates sobre los objetivos de Desarrollo relativos a los Derechos Humanos, la Seguridad y la Paz. Grandes retos para el Continente africano que necesita hoy mas que nunca romper con las tutelas coloniales para avanzar por un camino propio como demandan los africanos y africanas. 

martes, 10 de octubre de 2017

Una delegación compuesta por representantes de las diferentes instituciones y organismos de las Islas Canarias se reúne con la UNMS

Una delegación compuesta por representantes de las diferentes instituciones y organismos de las Islas Canarias se reúne con la organización de la Unión Nacional de Mujeres Saharauis ( UNMS) en el Centro Cultural y de Comunicación de la UNMS en el marco de la cooperación con las mujeres saharauis .

domingo, 8 de octubre de 2017

La ejecutiva de la Unión Nacional de Mujeres Saharauis lleva a cabo una visita de supervisión a las Casas de la Mujer en las diferentes Wilayas

La ejecutiva de la Unión Nacional de Mujeres Saharauis lleva a cabo una visita de supervisión a las Casas de la Mujer en las diferentes Wilayas en el marco del seguimiento de los proyectos en ejecución en el primer semestre del plan anual 2017/18 .La visita de trabajo ha comenzado en las Wilayas de Bojador y Smara dirigida por la secretaria general de la UNMS Fatma Mehdi.

jueves, 5 de octubre de 2017

El régimen de ocupación reprime a las mujeres saharauis

Hoy 05 de octubre los y las manifestantes saharauis fueron reprimidas y algunos de ellos detenidos por parte de las fuerzas de ocupación.
El Aaiún ocupado. (Equipe Media)- Tres mujeres saharauis fueron de manera brutal golpeadas en la manifestación que se organizó por las familias de los presos políticos del grupo de Gdeim Izik. Las mujeres, salieron a las calles para pedir por la libertad de sus seres queridos y demostrar su solidaridad con ellos. Aajna Ghlaila mujer del preso político Mohamed Bani, Khuita Sidamo y Salka Suedi fueron golpeadas y llevadas al hospital de El Aaiún para ser atendidas.
El corresponsal de Equipe Media, comentó que las fuerzas de ocupación desplegaron un cordón policial en todos los callejones y calles que conducen directamente hacia la Av. Smara para prohibir a los saharauis llegar hasta la manifestación. Varios grupos de hombres y mujeres pudieron llegar hasta la Av. sin embargo todos fueron atacados por la policía y sus fuerzas auxiliares. Añade el corresponsal que entre la policía de ocupación y sus fuerzas auxiliares había agentes vestidos de civil, que tenían porras y se acercaban a los manifestantes para golpearlos.
Las fuerzas reprimieron con brutalidad a los manifestantes, a los que insultaban constantemente y a todos aquellos que se unían al reclamo pacifico.

miércoles, 4 de octubre de 2017

Jornada sobre " Gestión administrativa"

Jornada sobre " Gestión administrativa" impartida en la sede de la Unión Nacional de Mujeres Saharauis ( UNMS) por la secretaria general de la organización con la participación de la ejecutiva y miembros del equipo administrativo. 

La represion del pueblo saharaui


Septiembre saharaui: Marruecos dispersa, Perú expulsa y España calla Contramutis / hace 3 horas presos-gdeim-izik-e1507128671219.jpg Alfonso Lafarga.- “Todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona. Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes. Nadie podrá ser arbitrariamente detenido, preso ni desterrado. Toda persona tiene derecho a la libertad de reunión y de asociación pacíficas. Toda persona tiene derecho a un recurso efectivo ante los tribunales …” y así hasta 30 artículos componen la Declaración Universal de los Derechos Humanos proclamada por la Asamblea General de las Naciones Unidas, que sus Estados miembros se comprometieron a respetar. En uno de los considerandos de la Declaración se señala que “el menosprecio de los derechos humanos han originado actos de barbarie ultrajantes para la conciencia de la humanidad”, conciencia que parece no existir en lo que se refiere al Sáhara Occidental, territorio donde los Derechos Humanos son violados sistemáticamente por el régimen de Marruecos, según denuncias de organizaciones como Amnistía Internacional (AI), Human Rights Watch (HRW), el Centro Robert F. Kennedy (RFKC) o la Red Euromediterránea de Derechos Humanos (REMDH). En septiembre hemos asistido, una vez más, al atropello de los derechos de los presos políticos saharauis de Gdeim Izik, el campamento de protesta pacífica desmantelado por las fuerzas de ocupación marroquíes en noviembre de 2010: primero fueron condenados por un tribunal militar, después por el Tribunal de Apelación con confesiones obtenidas bajo tortura, como denunciaron los observadores internacionales, y ahora son castigados con su dispersión por diferentes cárceles marroquíes, la mayoría situadas a más de mil kilómetros de distancia de El Aaiún, la ciudad donde residen sus familias. Es el suma y sigue, como señaló Amnistía Internacional en su último informe anual: “Las autoridades (marroquíes) continuaron reprimiendo la disidencia pacífica en el Sáhara Occidental, dispersando protestas pacíficas y enjuiciando e imponiendo restricciones a activistas saharauis que propugnaban la autodeterminación o denunciaban violaciones de derechos humanos”, además de seguir “expulsando del Sáhara Occidental o prohibiendo la entrada en el territorio a periodistas y activistas extranjeros, así como a activistas de derechos humanos”. En septiembre también hemos visto como la República del Perú expulsaba por la fuerza a la diplomática saharaui Jadiyetu El Mohtar después de permanecer 18 días retenida en el aeropuerto de Lima, donde fue tratada “con escarnio y como si fuera una delincuente” en palabras del periodista peruano Juan Peña F., para el que ha supuesto “una mancha para el Perú en el respeto a los derechos humanos”. A las múltiples críticas al Gobierno de Pedro Pablo Kuczynski, que cedió a las presiones de parlamentarios fujimoristas ligados a Marruecos, se sumó Amnistía Internacional recordando al Estado peruano que “debe respetar el derecho a la libertad de expresión de todas las personas independientemente de su estatus migratorio” e instando a su gobierno, que aspira a integrar el Consejo de Derechos Humanos de las NNUU, a que permita que “representantes del pueblo saharaui puedan dar a conocer en Perú la grave situación de los derechos humanos” en el Sáhara Occidental. Continúa la represión en los territorios ocupados del Sahara Occidental, donde la Misión de Naciones Unidas para el referéndum (MINURSO) no tiene entre sus cometidos la vigilancia de los DDHH gracias al permanente veto de Francia, precisamente el país en cuya capital, París, se proclamó el 10 de diciembre de 1948 la Declaración Universal de los Derechos Humanos. Y el Gobierno de España, el país que entregó el Sáhara Occidental a Marruecos incumpliendo su obligación de descolonizar, sigue con su política de silencio. “El que calla, otorga”, dice el refranero español. La siguiente es una relación aproximada de hechos relacionados con los DDHH ocurridos en septiembre de 2016 en los territorios del Sáhara Occidental bajo ocupación marroquí, en ciudades del sur de Marruecos con amplia población saharaui y en cárceles marroquíes con presos políticos saharauis, según datos de organizaciones civiles y medios de información saharauis, tanto oficiales como independientes

presos-gdeim-izik-e1507128671219.jpg

Alfonso Lafarga.-
 “Todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona. Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes. Nadie podrá ser arbitrariamente detenido, preso ni desterrado. Toda persona tiene derecho a la libertad de reunión y de asociación pacíficas. Toda persona tiene derecho a un recurso efectivo ante los tribunales …”  y así hasta 30 artículos componen la Declaración Universal de los Derechos Humanos proclamada por la Asamblea General de las Naciones Unidas, que sus Estados miembros se comprometieron a respetar.
En uno de los considerandos de la Declaración se señala que “el menosprecio de los derechos humanos han originado actos de barbarie ultrajantes para la conciencia de la humanidad”, conciencia que parece no existir en lo que se refiere al Sáhara Occidental, territorio donde los Derechos Humanos son violados sistemáticamente por el régimen de Marruecos, según denuncias de organizaciones como Amnistía Internacional (AI), Human Rights Watch (HRW), el Centro Robert F. Kennedy (RFKC) o  la Red Euromediterránea de Derechos Humanos (REMDH).
En septiembre hemos asistido, una vez más, al atropello de los derechos de los presos políticos saharauis de Gdeim Izik, el campamento de protesta pacífica desmantelado por las fuerzas de ocupación marroquíes en noviembre de 2010: primero fueron condenados por un tribunal militar, después por el Tribunal de Apelación con confesiones obtenidas bajo tortura, como denunciaron los observadores internacionales, y ahora son castigados con  su dispersión  por diferentes cárceles marroquíes, la mayoría situadas a más de mil kilómetros de distancia de El Aaiún, la ciudad donde residen sus familias.
Es el suma y sigue, como señaló Amnistía Internacional en su último informe anual: “Las autoridades (marroquíes) continuaron reprimiendo la disidencia pacífica en el Sáhara Occidental, dispersando protestas pacíficas y enjuiciando e imponiendo restricciones a activistas saharauis que propugnaban la autodeterminación o denunciaban violaciones de derechos humanos”, además de seguir “expulsando del Sáhara Occidental o prohibiendo la entrada en el territorio a periodistas y activistas extranjeros, así como a activistas de derechos humanos”.
En septiembre también hemos visto como la República del Perú expulsaba por la fuerza a la diplomática saharaui Jadiyetu El Mohtar después de permanecer 18 días retenida en el aeropuerto de Lima, donde fue tratada “con escarnio y como si fuera una delincuente” en palabras del periodista peruano Juan Peña F., para el que ha supuesto “una  mancha para el Perú en el respeto a los derechos humanos”.
A las múltiples críticas al Gobierno de Pedro Pablo Kuczynski, que cedió a las presiones de parlamentarios fujimoristas ligados a Marruecos, se sumó Amnistía Internacional recordando al Estado peruano que “debe respetar el derecho a la libertad de expresión de todas las personas independientemente de su estatus migratorio” e instando a su gobierno, que aspira a integrar el Consejo de Derechos Humanos de las NNUU, a que permita que “representantes del pueblo saharaui puedan dar a conocer en Perú la grave situación de los derechos humanos” en el Sáhara Occidental.
Continúa la represión en los territorios ocupados del Sahara Occidental, donde la Misión de Naciones Unidas para el referéndum (MINURSO) no tiene entre sus cometidos la vigilancia de los DDHH gracias al permanente veto de Francia, precisamente el país en cuya capital, París, se proclamó el 10 de diciembre de 1948 la Declaración Universal  de los Derechos Humanos.
Y el Gobierno de España, el país que entregó el Sáhara Occidental a Marruecos incumpliendo su obligación de descolonizar, sigue con su política de silencio. “El que calla, otorga”, dice el refranero español.
La siguiente es una relación aproximada de hechos relacionados con los DDHH ocurridos en septiembre de 2016 en los territorios del Sáhara Occidental bajo ocupación marroquí, en ciudades del sur de Marruecos con amplia población saharaui y en cárceles marroquíes con presos políticos saharauis, según datos de organizaciones civiles y medios de información saharauis, tanto oficiales como independientes:

martes, 3 de octubre de 2017

La ciudad de Alicante concede el premio a la Paz a las mujeres saharauis por su contribución a la Paz

en su labor de construcción de una sociedad con valores y principios pacifistas así como su lucha y resistencia con metodo pacíficos.
El premio lo concede el gobierno de Alicante y lo recoge en nombre de las mujeres saharauis la doctora Embarca Hamudi que en su intervención destacó las etapas de lucha de las mujeres saharauis en la contienda nacional por la libertad y su particular lucha por la Igualdad.