miércoles, 18 de diciembre de 2013

El Colectivo de Mujeres Diana Morán, del Frente Nacional por la Defensa de los Derechos Económicos y Sociales, FRENADESO

EXIJIMOS AL GOBIERNO DE PANAMA, RESTABLESCA RELACIONES DIPLOMATICAS CON LA REPUBLICA ARABE SAHARAUI DEMOCRATICA, EN EL 65 ANIVERSARIO DE LA DECLARACION UNIVERSAL DE LOS DERECHOS HUMANOS
El Colectivo de Mujeres Diana Morán, del Frente Nacional por la Defensa de los Derechos Económicos y Sociales, FRENADESO,  referente de la Marcha Mundial de Mujeres, MMM, recibió  con indignación, la nefasta decisión que ha tomado el  gobierno de Panamá, de suspender relaciones diplomáticas con la República Árabe Saharaui Democrática, RASD. Nuestra organización declara como personas  non  grata tanto al Presidente de la República Ricardo Martinelli y a su   Ministro de Relaciones Exteriores, Fernando Núñez Fábrega por su desacierto y evidente ignorancia sobre la lucha histórica que ha librado el pueblo saharaui por su liberación, por más de 40 años.

A las compañeras, hermanas, de la Unión Nacional de Mujeres Saharaui, al Frente Polisario, al pueblo Saharaui, les compartimos la vergüenza que significa para nuestras organizaciones populares  que las autoridades del gobierno de Panamá, prefieran arrodillarse a las pretensiones del gobierno español y marroquí, de continuar violentando los derechos humanos de la República Saharaui y continuar sus políticas de dominación y explotación de sus recursos naturales.
Pareciera que este ministro ha olvidado que Panamá, luchó por su soberanía e independencia por 100 años, y que muchos países del mundo contribuyeron con su solidaridad, en especial países africanos, y donde la RASD, forma parte de ellos, a que la presencia física del imperio estadounidense fuera expulsado  de nuestro territorio, en diciembre de 1999.
Las argumentaciones que sostienen la decisión de la suspensión, no tienen ningún asidero.  Como se entiende que después de 34 años de relaciones diplomáticas se plantee, que el pueblo saharaui “no ha consolidado su estado como sujeto soberano de derecho internacional”, esta decisión es muestra clara, de donde se han priorizado los intereses por parte de este nefasto gobierno.
 Más de 80 países del mundo, desarrollan diversos tipos de relaciones con el Sahara Occidental.  No hay duda que frente a la gran presión internacional, las diversas movilizaciones que se realizan en distintos países,  en solidaridad y acompañamiento al pueblo saharaui, en especial del pueblo Español, y frente al  aislamiento que se encuentro el gobierno marroquí, ha ejercido su poder, para que gobiernos arrodillados y entregados  al capital, al libre comercio, a intereses económicos personales, se presten para este tipo de acuerdos, como en el que ha caído el gobierno panameño.
Nuestro Colectivo de Mujeres, se une, a toda la lucha que se genera en el mundo, exigiendo a la ONU, que posibilite el referéndum, donde el pueblo Saharaui, decida sobre su autoderminación, que se anulen los tratados y acuerdos comerciales que únicamente  benefician a Marruecos. La eliminación del   muro de la vergüenza en  la localidad de  Mahbes en los territorios liberados  del Sahara Occidental,   construcción militar  de una longitud de 2740 kilómetros protegido  por 5, 000,000 minas. Basta de represión, muerte y violación a los derechos humanos de este pueblo aguerrido, humilde y luchador.
Como organización popular de mujeres panameñas, nos comprometemos a seguir exigiendo al gobierno panameño, la reapertura de las relaciones diplomáticas, con nuestro hermano Pueblo del Saharaui Occidental.