sábado, 23 de marzo de 2013

Aminetu Haidar reclama a España que asuma su "responsabilidad" en defensa de los DDHH en el Sahara

La activista saharaui Aminetu Haidar ha reclamado este miércoles que el Gobierno español asuma "su responsabilidad", en su calidad de "potencia colonial", en defensa de "la verdad y la justicia" en el Sáhara Occidental y ha advertido de la necesidad de preservar la "cultura de los Derechos Humanos" a fin de evitar una deriva violenta del conflicto saharaui.
"España tiene que reconocer la existencia del pueblo saharaui y la necesidad de que haya verdad y justicia", ha declarado Haidar a Europa Press al término de una comparecencia ante el Congreso de los Diputados, en la que presentó el informe 'El oasis de la memoria. Violaciones de Derechos Humanos en el Sáhara Occidental', en compañía del director de Amnistía Internacional-España, Esteban Beltrán, y de Carlos Martín Beristain, un psicólogo experto en Derechos Humanos, antiguo asesor del Tribunal Penal Internacional (TPI) y coautor del informe.
"España tiene una responsabilidad como potencia colonial y debe asumir esa responsabilidad", ha advertido. "Es necesario hacer justicia sobre el pasado y el presente y, sobre todo, en relación con el campamento de protesta de Gdeim Izik" cerca de El Aaiún y asaltado por las fuerzas de seguridad marroquíes en noviembre de 2010, ha proseguido.
"Hay que salvar la vida de los 25 presos que han sido condenados a penas muy duras, incluso a cadena perpetua, y que solo eran activistas detenidos por sus opiniones a favor de la autodeterminación del Sáhara Occidental", ha manifestado la activista.
Asimismo, Haidar ha advertido de que si la comunidad internacional, en especial la ONU y España, no colaboran a fomentar "la cultura de Derechos Humanos" en el Sáhara Occidental, el conflicto podría derivar hacia la violencia. "Los jóvenes saharauis están ya cansados y frustrados, hartos de esperar, y ya empiezan a utilizar la violencia para reivindicar sus derechos", ha agregado.
Por su parte, Carlos Martin Beristain ha explicado a Europa Press que durante la presentación del informe, en el que se denuncia la existencia de al menos 400 desaparecidos saharauis, la delegación ha reclamado a los diputados una "posición clara" de España a favor de que la misión de la ONU en el Sáhara Occidental (MINURSO), que se renueva el próximo mes de abril, reciba un mandato de verificación de los Derechos Humanos.
Asimismo, la delegación ha pedido que los Derechos Humanos ocupen un "lugar central" en la solución del conflicto porque "sin libertades y Derechos Humanos es imposible alcanzar un arreglo político".
Fuente:(EUROPA PRESS) -